Blog de psicología

Hablemos de emociones y sentimientos

A veces hay cosas en la vida que nos emocionan, otras veces algo nos parece emocionante.

Entonces, ¿qué son las emociones?

Pues son respuestas psicofisiológicas ante los distintos estímulos, como los que decía al comienzo; ya sean situaciones, cosas, personas o incluso recuerdos o anticipaciones, es decir, cosas que pasaron o cosas que esperamos que ocurran. Así, las emociones desencadenan una conducta y a su vez, esta conducta alimenta las emociones (Teoría de Cannon-Bard). Por ejemplo, cuando tenemos miedo, tendemos a salir corriendo o quedarnos paralizados, de modo que esta conducta de huida o evitación consolida la emoción de miedo. Continuar leyendo «Hablemos de emociones y sentimientos»

Neurosis de guerra, fatiga de combate, estrés postraumático

¿Qué pasa en la mente de los habitantes de un país que se encuentra en guerra?

Matizaciones. Lo primero es la posición de quien está experimentando esa vivencia, que tiene que ver con sus valores, sus experiencias previas y sus expectativas. No es lo mismo una madre con varios hijos pequeños, una persona enferma o con sus capacidades mermadas, etc. la edad es otro factor. Pero el factor más importante, quizás lo sea el hecho de ser el país ocupado (EEUU vs Vietnam, Alemania vs Francia) y si se trata de una guerra entre iguales, fratricida (Guerra civil). La población civil rusa no sufre las pérdidas que está sufriendo la ucraniana.

En un país ocupado la población civil y el ejército se entremezclan, podemos ver como está ocurriendo en Ucrania donde muchos civiles se están armando para participar en la defensa de su país.

Hay un término, Neurosis de guerra, que se originó en la Primera Guerra Mundial utilizado para describir el trastorno por estrés postraumático que afectó a muchos soldados durante la guerra, antes de que se descubriera dicha patología. Se trata de una reacción ante la intensidad de los bombardeos y la lucha que produce una impotencia que se traduce en pánico, estar asustado, sentir deseos de huir o en una falta de capacidad para razonar, dormir, caminar o hablar.

Más adelante, en la Segunda Guerra Mundial se le llamó fatiga de combate.

Este trastorno de estrés postraumático se puede llegar a cronificar tras la finalización del conflicto, esto lo hemos podido ver en muchos soldados de EEUU tras la guerra de Vietnam. Re experimentación de los episodios, hipervigilancia, insomnio,

Recuerdos intrusivos: recurrentes, involuntarios, pesadillas, angustia

Evasión: Evitar hablar de lo ocurrido, evitar lugares o personas asociadas al hecho

Cambios negativos en el pensamiento y en los estados de ánimo: pensamientos negativos sobre sí mismo, el mundo y el futuro (triada depresión), problemas de memoria, distancia afectiva con seres queridos,

Cambios emocionales: Asombrarte o asustarte fácilmente, alerta constante, dificultad para concentrarte, culpa o vergüenza.

 

¿Qué ocurre cuando los profesionales sanitarios están en una situación donde las demandas se ven desbordadas por los recursos disponibles?

 

Como en cualquier catástrofe, pero con el matiz de estar en una zona de riesgo añadido como es un escenario bélico. La OMS la define como «cualquier fenómeno que provoca daños, perjuicios económicos, pérdidas de vidas humanas y deterioro de la salud y de servicios sanitarios en medida suficiente para exigir una respuesta extraordinaria de sectores ajenos de la comunidad o zona afectada».

Hay tres claves: falta de recursos, un escenario hostil y falta de adaptación (formación, entrenamiento, etc.). Estas tres claves son las que favorecen una experiencia de estrés que hay que saber afrontar de forma eficaz. Hay una fatiga física y mental importante, que se debe gestionar.

Se considera que un individuo está bajo estrés cuando éste ha de hacer frente a una serie de demandas que le resulta difícil llevar a cabo. Tenemos por tanto unas características básicas en las situaciones de estrés: 1) Exigencia excepcional al organismo. 2) Falta de información para satisfacerla. 3) Activación fisiológica importante. Para resumir, lo que caracteriza una situación de estrés es el desequilibrio entre las demandas del organismo y los recursos del sujeto, desequilibrio que puede ser momentáneo o permanente.

Por ello es esencial un entrenamiento y un perfil profesional que permita la actividad en situaciones de fuerte demanda, esto es más importante que llenar de recursos cuando no se pueden o saben manejar eficazmente.

 

Puedes escuchar el audio emitido en el programa por tu Salud, con Enrique Jesús Moreno el día 2/3/2022

Psicología Infantil

Desde la psicología infanto-juvenil abordamos diferentes situaciones tanto en el plano de los trastornos o desórdenes psicopatológicos como en entornos donde el niño interactúa y precisa apoyo y orientación a niños y padres/madres.

Las principales causas de consulta están relacionados con problemas escolares, dificultades de adaptación al ritmo de estudios, mejora de las técnicas de estudio que eviten el fracaso escolar, ansiedad en la infancia, miedos, enuresis, encopresis, trastorno de la actividad y de la atención y trastornos del habla y de la comunicación entre otros.

Trataremos de ofrecer unas guías sencillas y claras para padres y profesores que aporten en una lectura breve aquellos conocimientos necesarios para orientar la visita al psicólogo y prevenir e intervenir a tiempo cada uno de estos trastornos o situaciones en el niño.

Si tenemos en cuenta que el entorno social del niño es, en su mayoría, la escuela, muchos de los problemas que se plantean en la consulta suelen tener un origen o un resultado en la misma escuela. Por ello, la psicología educativa tiene un papel primordial en detectar y tratar de primera mano los trastornos y situaciones disfuncionales que surgen en esta etapa evolutiva en niños y niñas, actuando tanto en el alumnado, familias y profesorado.

 

Las funciones que el Psicólogo Educativo, según el Consejo General de Colegios de Psicólogos de España son las siguientes:

Continuar leyendo «Psicología Infantil»

Psicología en Personas adultas

Desde el área de intervención en adultos, atendemos y ofrecemos información sobre trastornos que con más frecuencia son motivo de consulta en psicología. Así, los trastornos de ansiedad, fobias, obsesiones y depresión fundamentalmente suelen ser los que más pautas de tratamiento generan, siendo la psicoterapia en la mayoría de ellos una herramienta tan poderosa o más que el uso de fármacos. También recogemos un apartado importante dedicado al estudio de la personalidad desde un punto de vista psicopatológico.

Por otro lado, existen situaciones, momentos de cambio o decisiones en el ciclo vital que precisan de apoyo o consejo psicológico,ya sea por duelo ante la pérdida de un ser querido, situaciones de estrés en el trabajo, síndrome de Burn-Out, mobbing, ante un cambio de trabajo, mejora o desarrollo personal o profesional, conflictos en la pareja, etc. Situaciones que están o pueden estar presentes en el ciclo vital, sobre todo en personas adultas y que la intervención psicológica puede proporcionar un apoyo imprescindible en tales situaciones.

Continuar leyendo «Psicología en Personas adultas»

La Mayéutica como estrategia de comunicación en crisis.

Decía Napoleón aquello de “Si el enemigo se está equivocando no lo distraigas”, y eso forma parte de la Mayéutica socrática de hace 24 siglos. La mayéutica es algo que aprendió Sócrates de su madre, que era matrona. La mayéutica es el arte de dar a luz. Quien pare es la madre, no la matrona. Y es precisamente mediante ese arte de dar a luz donde interviene la matrona, guiando el camino para lograr su objetivo.

Y digo todo esto a propósito de un partero (MAR) que ha gestionado una crisis política con esta técnica. Y decía todo esto porque ha atendido las tres premisas del método.  1.- Evalúa y calma el dolor, 2.- dirige y conduce el parto difícil y, 3.- si fuese preciso, provoca el aborto, salvando a la madre.  En este caso, ha utilizado la técnica, no tanto para que el adversario (el alumno PC) fuese avanzando hacia el conocimiento mediante los interrogantes, sino para dejarlo caer en su error y hacer visible su torpeza ante los demás.

Continuar leyendo «La Mayéutica como estrategia de comunicación en crisis.»

Sobre el sexo, el género y la identidad

¿Qué término es el correcto, sexo o género?

No hace mucho alguien (27 años) me decía en la consulta que no sabía cómo salir del armario de sus padres, ya había salido del armario de su entorno social, amigos, etc. pero no de sus padres. Se refería a como decirles que se sentía chica y no chico. Lo curioso es que ya les había confesado años atrás (19 años) que era bisexual y por tanto sentía atracción por personas de ambos sexos. Ahora su duda era como decirles que era trans.

En otra ocasión asistí a alguien que había pasado por intervenciones quirúrgicas para reasignación de sexo y tratamiento hormonal, porque su sexo asignado al nacer era de niña y su identidad de género fue posteriormente la de niño, había padecido una disforia de género, hasta que la cirugía de reasignación de sexo logró ayudarle a mejorar su calidad de vida. Hay quien le diría que es un transexual, cuando en realidad esta persona es sencillamente un hombre. En todo caso, transgénero, aunque yo preferiría identificarlo como hombre, él también lo prefiere.

 

Aclarando términos: sexo, género, disforia, transgénero, binario…

Continuar leyendo «Sobre el sexo, el género y la identidad»

Escalones generacionales y sus características: aclarando conceptos

Muchas veces hemos escuchado decir aquello de estos jóvenes son “nativos” tecnológicos, o esto lo hacen mejor los “millenials” …  Pareciera que estamos hablando de tribus o de etnias más que de diferentes generaciones que ahora conviven en un mismo espacio laboral.

 

Comenzaremos con los más veteranos, se trata de los Baby Boomers, la generación del Baby boom, que en realidad fue un aumento de la tasa de la natalidad tras la segunda guerra mundial, y en el caso español, tras la depresión de la guerra civil, lo que se conocía por muchos mayores como el año del hambre, las cartillas de racionamiento y el estraperlo. Pues bien, aquellos nacidos entre 1945 y 1964 son los considerados niños y niñas del Baby Boom.

Personas que se incorporan al mundo laboral en un escenario industrial y de servicios en menor medida, con mayor prevalencia del hombre frente al de la mujer, siendo esta relegada a puestos de trabajo administrativos en ese mundo masculinizado. Fueron testigos en su juventud del movimiento Hippie, del mayo del 68 en París y de la Guerra de Vietnam. Alcanzaban la independencia familiar en la segunda década de sus vidas y su pasaporte para salir de la casa de los padres era casi siempre encontrar un trabajo y el matrimonio al estilo tradicional. Su música se escuchaba en vinilos y en casetes de hierro y cromo.

Desde mediados de los años 60 y hasta comienzos de los 80, nacieron los llamados Generación X. Fueron aquellos jóvenes, Continuar leyendo «Escalones generacionales y sus características: aclarando conceptos»

Infancia y malestar psicológico: nuevo escenario

Según el último estudio publicado por la UNICEF, en la edición 2021 del informe Estado Mundial de la Infancia, refleja que la salud mental de los niños, las niñas, los adolescentes fundamentalmente, incluso antes de la Covid-19  el 13% de los adolescentes de 10 a 19 años padecen un trastorno mental diagnosticado según la definición de
la Organización Mundial de la Salud.

La ansiedad y la depresión representan alrededor del 40% de estos trastornos de salud
mental diagnosticados; los demás incluyen el trastorno por déficit de atención/hiperactividad, el trastorno de la conducta, la discapacidad intelectual, el trastorno bipolar, los trastornos alimentarios, el autismo, la esquizofrenia y un grupo de trastornos de la personalidad.

 

Los niños y los jóvenes también manifiestan un malestar psicosocial que no alcanza el nivel de trastorno epidemiológico, pero que perturba su vida, su salud y sus perspectivas de
futuro. Según una investigación llevada a cabo por Gallup para el próximo informe Changing Childhood de UNICEF, un promedio del 19% de los jóvenes de 15 a 24 años de 21 países
declararon en el primer semestre de 2021 que a menudo se sienten deprimidos o tienen poco interés en realizar alguna actividad. Y así podríamos seguir hasta hablar de las tasas de suicidio en jóvenes que llegan a suponer la segunda causa de muerte.

Continuar leyendo «Infancia y malestar psicológico: nuevo escenario»

Hablemos de Negociación: relación y contenido

En primer lugar, vamos a ir acotando términos, pues no todo es negociación, aunque sí todo o casi todo es negociable ¿Cómo es esto posible?

No todo es negociación porque para que haya una negociación debe existir una voluntad entre las partes, esto implica ya que hay dos o más partes y que también hay un contenido a negociar que suscita un interés por las partes. Ese contenido sería el asunto a negociar que provoca el conflicto por las diferentes posiciones de las partes ante el mismo.

Así, pues tenemos que para que haya negociación se deben dar un contenido, unas partes y una voluntad. Veremos más adelante como existe una cuarta dimensión a modo transversal, que supone muchas veces la diferencia entre alcanzar el acuerdo o el fracaso en dicha negociación.

No todas las negociaciones son necesariamente simétricas en cuanto a la relación de poder, el número de negociadores o el rol que representa cada parte. Así, imaginemos una negociación para un contrato de trabajo donde a priori hay una prevalencia de quien oferta frente a quien demanda, digo solo a priori. O de una negociación donde un grupo mayoritario de una comunidad de vecinos necesita unanimidad y se encuentra con un vecino que se opone.

Me presentaré a usted según la relación que quiera mantener con usted (L. Pirandello).

Esta frase del dramaturgo reúne la esencia de los estilos en la negociación, cuyo objetivo busca mejorar la relación en favor de los contenidos Continuar leyendo «Hablemos de Negociación: relación y contenido»

¿Por qué debería llevar a mi hijo al psicólogo?

Quizás muchos padres se han hecho esta pregunta ante una situación en la que nos supera la conducta del niño, ya sea por rabietas o por impulsividad, por miedos, porque nos preocupa alguna alteración del sueño o nos preocupa su evolución en la escuela.

Estos serían los motivos mas comunes aunque la lista es larga. Además cuando hablamos del niño, estamos englobando varias etapas que suponen una diferencia en su desarrollo evolutivo, intelectual y social.

 

Entonces ¿Qué pasará en la consulta? Continuar leyendo «¿Por qué debería llevar a mi hijo al psicólogo?»

A %d blogueros les gusta esto: